Estrategias para mejorar finanzas de tu empresa – Entrevista a Elisa Martínez de Finanpolis

estrategias finanzas empresa

Hola amigos emprendedores,

 

¿Sabíais que el 85% de las empresas fracasa antes de los 2 años?

 

Esto puede ser debido a muchos motivos pero uno de los más comunes es la falta de planificación financiera por ello esta semana os traigo la entrevista de Elisa Martínez de Finanpolis para que nos explique algunas estrategias para mejorar las finanzas de tu empresa.

 

Os recomiendo ver el vídeo de la entrevista ya que en el post solo voy a poner un resumen de todo lo hablado con Elisa y es una pena que os perdáis todos los consejos que nos da para mejorar nuestras finanzas.

Entrevista estrategias mejorar finanzas

 

¿Qué es Finanpolis?

Elisa nos explica en la entrevista que es Finanpolis, es un juego para aprender finanzas de una manera sencilla y divertida, dirigida a todos los públicos a partir de 14 años, incide en que desde los 14 años los niños ya deberían aprender finanzas y que tendría que ser una asignatura obligatoria en las escuelas.

Nos comenta que todo el mundo debe ya no controlar sus finanzas sino entenderlas ya que hay cosas muy sencillas que no entendemos.

Finanpolis es para aprender finanzas para empresas pero también finanzas personales.

 

¿Cuál es el formato de Finanpolis?

El formato de Finanpolis son clases de entre 2 y 4 horas en estas clases hay módulos distintos y a través de dinámicas de juego lo que se hace es que la gente pueda aprender de manera divertida.

 

Le pregunto a Elisa sobre el formato si ella cree que se aprende más jugando que estudiando la teoría y nos responde que  totalmente, que ahora está muy de moda el tema de la gamificación que es aprender de manera lúdica.

Le comento a Elisa que en mis inicios hace ya casi 10 años fui a Barcelona Activa para formarme porque era una neófita en el mundo de los negocios y fui a un curso llamado “finanzas para no financieros” y la realidad es que la experiencia fue bastante decepcionante y aburrida con lo que creo que Finanpolis es un regalo para los empresarios y la sociedad en general.

 

¿Los empresarios sabemos de finanzas si o no?

Elisa en sus cursos se encuentra con autónomos o pequeñas empresas y que el 95% de ellos no saben absolutamente nada, cosas tan básicas como la diferencia entre un crédito y un préstamo. No saben calcular una nómina o cómo calcular una base imponible de una factura, como encontrar su iva, diferencias entre inversión y gasto, etc. Cosas tremendamente sencillas según sus palabras, y me comenta que si estas cosas tan sencillas no las saben imaginémonos una clase magistral con términos económicos mucho más complejos. Su intención es explicar estas cosas sencillas pero que nadie entiende, sería el paso previo a una clase de finanzas más avanzada.

 

¿Cómo sobreviven estos empresarios que no tienen ni idea de finanzas?

Yo le pregunto que cómo es posible que no sepan todos estos términos y que sus empresas sobrevivan y me comenta que la realidad es que las estadísticas dicen que la mayoría de empresas cierran antes de los 5 años y suele ser por dos motivos principales.

  1. El pacto de socios: No está bien redactado o ni siquiera lo hay
  2. Tesorería: Cuando se crea una empresa te piensas que todo va a ir bien que vas a tener ventas siempre sin tener en cuenta que hay meses que estas oscilando.

 

¿Somos demasiado optimistas al abrir un negocio?

Nos comenta que en las clases a los emprendedores les dice que tienen que tener en cuenta que los dos primeros años es posible que no cobren ningún tipo de nómina. Tienes que estar dispuesto a sobrevivir año y medio o dos años sin cobrar nada y además soportar todos los gastos que supone empezar un negocio.

 

¿Se necesita inversión para abrir un negocio?

A lo cual yo le preguntaba si se necesita inversión, yo siempre digo que el dinero es la gasolina de un negocio y si no hay dinero el negocio no va a ninguna parte. Ella nos contesta afirmativamente.

 

Uno de los principales errores de los pequeños empresarios es…

Una de las cuestiones que le pregunto a Elisa en la entrevista es la siguiente: Uno de los errores que veo sobretodo en el pequeño empresario y autónomo es mezclar las finanzas personales con las finanzas de la empresa, con lo que nunca saben si tienen dinero, si no lo tienen, etc.

A lo que Elisa me comenta que sobretodo pasa con los autónomos que mezclan su cuenta personal con la de la empresa y que llega un punto que no saben si están pagando la luz de casa o si están pagando a un proveedor. Ella recomienda siempre tener dos cuentas y que en la cuenta personal que siempre llegue una pequeña nómina, aunque sea mínima pero que llegue.  

A lo que le contesto que es un error que yo cometí al inicio, creo que todo emprendedor debería asignarse un sueldo porque al fin y al cabo somos los que más trabajamos en la empresa. Elisa me comenta que quien tiene una sociedad ya ocurre que tienen cuenta separadas y se asignan una nómina, el problema viene más por los autónomos o pequeños empresarios.

 

¿Autónomos o sociedad cuando uno o cuando lo otro?

Elisa nos contesta que dependerá de la renta de cada uno, no hay una cifra exacta, hay gente que dice que es a partir de los 30.000€ de facturación, otros dicen a partir de los 50.000. Dependerá de nuestra renta, es como un escalado, hay personas por ejemplo que tienen un piso y pueden poner una deducción en su renta hay otras persona que tienen pisos alquilados con lo cual tienen más ingresos. Elisa nos recomienda que a partir de 30.000 o 50.000€ revisarlo con el gestor para que el pueda hacer una previsión.

 

¿Gestores, nos ayudan tanto como deberían?

Elisa nos comenta que hay de todo. Nos comenta que ella trabaja con alguno que es mas que un gestor y se sienta contigo dos horas al mes y te explica lo que está pasando en las finanzas de tu empresa. Comenta que hay gestores muy buenos.

Elisa puntualiza que independientemente del gestor la responsabilidad es siempre tuya, no del gestor. Si tienes un gestor y solo te sirve para que una vez al trimestre vayas y firmes impuestos, sin saber lo que estás firmando, si ganas dinero, si pierdes, cuanto dinero debes a tus proveedores o que te falta por cobrar de clientes. Cómo está tu situación bancaria, si podrás pedir un préstamo… Esto es básico y es nuestra responsabilidad y no de ellos.

Eso ya depende de cada uno de que tipo de getsor queremos… hay gestores que por internet te pasan las facturas y te cobran practicamente nada.

Yo le comento que quizá es debido al nuevo modelo low cost que impera hoy en día después de los tiempos de crisis. Y que quizá no necesitamos meros gestores de impuestos y modelos a presentar sino que necesitamos asesores.

 

Ella me comenta que sobretodo si eres pequeño y no tienes ni idea de finanzas que tengas un buen gestor que quizá no te cobre demasiado pero que te diga que está pasando en tu empresa, sentarte un par de horas al mes. Y lo importante es entender lo que te está diciendo, porque entonces podrás tomar decisiones. Esa es su intención con Finanpolis, dar las nociones básicas para que pueda preguntarle al gestor.

 

Yo le comento si Finanpolis está para entender finanzas pero no para llevarlas nosotros mismos a lo que Elisa lo reafirma diciendo que las leyes cambian continuamente o que puede tener dudas de lo que es deducible o lo que no. Esto lo sabe un gestor y no nosotros, nosotros tenemos que conocer las nociones mínimas para discutir estos asuntos con el gestor o asesor.

 

¿Cual es el principal error financiero del pequeño empresario?

Elisa nos comenta que ella hace muchos cursos para personas con “tiendas” y el principal error es que cuando cierran caja diariamente se piensan que el dinero que hay en la caja o en el banco es su beneficio.

Nos comenta que ella viene de familia de comerciantes con tienda y que su abuelo decía al acabar el día: “hoy hemos ganado 1000! y cogía el dinero como si fuese el beneficio del día sin contar que luego ese dinero tiene que servir para pagar nominas, impuestos, proveedores, etc.

Nos dice que es algo que ve constantemente en sus cursos que la gente le dice… “si yo en el banco tengo 5000 es que he ganado 5000” Cuesta mucho que entiendan que el dinero que tienen no es realmente el beneficio de su empresa.

 

Sobre la morosidad… ¿Cómo afecta a las empresas? ¿Qué medidas debería tomar el estado?

Elisa nos comenta que hay una ley que dice que las entidades publicas tienen que pagar en un plazo determinado pero son las primeras en incumplirlo. Con lo que es difícil pedir a tus clientes que te paguen a termino cuando ni las instituciones publicas lo hacen.

Yo le comento que es como una cadena, tus clientes pagan tarde, tu pagas a los proveedores tarde y estos proveedores también pagaran a sus proveedores tarde, etc.

Elisa recomienda pedir siempre un anticipo. Si es un cliente de confianza y ves que no va a haber problema quizá en ese caso no pero a la que haya la mínima duda de que se va a tardar en cobrar no hay ningún problema de pedir un anticipo de un 10% o un 20% y el cliente lo tiene que aceptar porque tu estas anticipando ya sea una producción o estás asegurando un servicio. Al menos que esto cubra los gastos iniciales.

 

Hablando de financiación esto también es una cosa que hacen las personas que quieren arrancar y tienen que fabricar algunas cosas  se puede llegar a acuerdos con clientes para que les adelanten una serie de dinero para que pueda fabricar para ellos.

Por ejemplo: Si yo tengo una empresa que fabrica botellas de agua se le dice al ciente que adelante un 20% para poder comprar el material para empezar a fabricar. En la mayoría de los casos los clientes no dudan en hacerlo.

 

¿Qué señal de alerta podemos tener para ver que nuestra empresa va mal?

Según Elisa es sencillo, la mayoría de veces ves que va mal cuando ves que no hay dinero en el banco o en la caja y ese es el problema, no puedes esperar a ver que va mal. Lo que se tiene que hacer es hacer una previsión a 6 meses, lo ideal sería un año de como irán tus gastos.

Por ejemplo sabemos que en el mes de agosto la mayoría de pequeños empresarios, (a no ser que tengas un negocio de servicios grande) en este mes la caída de ventas será bastante grande. Esto se tiene que prever, no puedes esperar a que llegue el mes de agosto y decir “no tengo dinero en el banco”.

Entonces la alerta sería intentar evitar esa alerta haciendo previsiones mensualmente a seis meses vista para ver en que momento vas a petar. Si has hecho una previsión, llega el momento y peta… es que algo está pasando. O no estás vendiendo suficiente, tienes demasiados gastos, tu nómina es demasiado elevada, etc. Esto si se revisa mensualmente con uno mismo y con el gestor se puede evitar fácilmente.

 

¿Qué hace un empresario llegado el momento en que peta? ¿Está bien pedir crédito para intentar que la empresa sobreviva en un momento puntual?

Está bien si es un tema puntual, para eso están las pólizas de crédito. El problema es que una póliza de crédito no te la conceden de un día para otro y si no tienes las cuentas saneadas tampoco te lo van a dar. La recomendación igual que en la anterior pregunta es que si haces una previsión ya sabes cuando vas a petar, si sabes que te vas a quedar sin dinero avánzate, ves al banco y pide una póliza de crédito. La póliza de crédito solo te cobran intereses cuando utilizas ese dinero. Si la póliza de crédito se convierte en algo habitual es una señal de alerta de que tu negocio no va bien. Elisa comenta que ha visto muchísimos negocios con pólizas de crédito con intereses altísimos y que la tienen cubierta durante todo el año y la póliza de crédito tiene que funcionar en momentos muy muy puntuales ya que los intereses son altísimos tanto por la comisión de apertura como en la retirada de dinero.

 

Nos da mucha rabia pagar impuestos. ¿Qué opinas de esto?

Según Elisa hay un problema de concepto, de ahí viene el tema de educación financiera. El IVA el IRPF, no son impuestos como tal, no suponen un gasto para la empresa ni para el empresario. Cuando hacemos una factura y ponemos un iva en realidad estamos cobrando de mas. Lo que deberíamos hacer es coger ese dinero que e hemos cobrado de más a ese cliente y ponerlo en una cuenta a parte, así cuando llegue la hora de pagar impuestos ahí los tenemos.

 

¿Hace falta realmente tener una cuenta a parte para el iva o simplemente con saber que no lo podemos tocar es suficiente?

A mi pregunta Elisa  dice que se puede hacer esta segunda opción pero la mayoría de gente comete el error de gastárselo, en cambio si lo pones en una cuenta a parte ya sabes que esto no lo utilizaras. Nos comenta que este es otro de los fallos que más ve, que llega el día de pagar impuestos y no pueden hacer frente. El empresario con el iva y el irpf actúan simplemente como meros intermediarios entre el cliente final y hacienda con lo que no debería darnos rabia. Otra cosa es el impuesto de sociedades que va en función de los beneficios.

 

Hablando de financiación… ¿Cuando es el mejor momento para pedir dinero al banco? ¿Hay que pedir o es mejor no hacerlo?

Según Elisa no solo hay que pedir dinero al banco sino que hay muchas ayudas estatales, subvenciones, prestamos a muy bajo interés. Hay infinitas posibilidades, incluso ahora existe el crowdfunding. Hay posibilidades para conseguir dinero.

Otro de los errores que ella ve es que la gente empieza negocios sin haber hecho un buen plan financiero o un buen plan de negocio, muchas veces se olvidan la mayoría de gastos que tendrán.

 

En inversión. ¿Qué podemos hacer si tenemos un pequeño sobrante?

Si sabes que ese dinero no lo vas a tocar en un plazo de 3 a 6 meses hay muchos bancos que ofrecen pequeñas remuneraciones. Para tenerlo a cero si te dan un pequeño interés es mejor moverlo. También hay fondos de inversión con poco riesgo. Un asesor financiero prácticamente sin ningún tipo de comisión. De hecho Elisa lo recomienda antes que dejarlo en el banco.

 

Para acabar… ¿Qué debe empezar a hacer un empresario hoy para mejorar sus finanzas de mañana?

De entrada ella recomienda uno de sus cursos,  y sino algún tipo de curso que sea de finanzas básicas. Lo mejor es que no se apunte a un curso de finanzas normal porque no va a entender nada, porque a la que te hablan en el primer minuto con palabras técnicas desconectas. Necesitan un curso básico para aprender lo mínimo y que puedan discutirlo con el gestor. No hay excusa si no tienes dinero ya que el curso de Finanpolis se hace de forma gratuita en ayuntamientos, Barcelona Activa, Generalitat. No hay excusa porque hay un montón de cursos gratuitos.

 

Insiste en que el curso tiene que ser básico porque aunque pensamos que sabemos de finanzas muchas veces no es así. En ocasiones cuando pregunta si en el aula alguien sabe lo que es amortizar casi nadie sabe contestar. Diferencia entre inversión y gasto, etc.

 

Así que ya sabéis… todos a Finanpolis. Podéis encontrar información en sus web:

www.finanpolis.com

 

¡Nos vemos la próxima semana!

 

Si crees que puede ayudar a más gente compártelo en tus redes:

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *